TIJUANA. CARLOS MORA: PREPOTENCIA Y ARROGANCIA

Carlos Mora Álvarez. Saliendo de restaurante, detenido ebrio para alcoholemia y vomitando en la calle Carlos Mora Álvarez. Saliendo de restaurante, detenido ebrio para alcoholemia y vomitando en la calle ©contactopolítico2020

Tijuana, Baja California. - Durante la noche del pasado lunes 16 de noviembre fue detenido en un alcoholímetro de la ciudad de Tijuana, en estado de ebriedad, el actual presidente del Consejo Estatal de Atención al Migrante del Gobierno de Baja California, Carlos Mora Álvarez.

En el operativo policial, aparentemente rutinario, el además asesor del Ejecutivo Estatal de Políticas Migratorias manifestó su arrogancia y prepotencia, al querer pasar por encima de lo establecido en un claro caso de conducción bajo ebriedad.

Este es otro de los tantos personajes de la politiquería, que no política, que reproduce la conducta de la mayoría en la nación. Se jacta de ser un alto funcionario del Grupo Vidanta, conglomerado mexicano de hoteles, centros turísticos y el desarrollo de bienes raíces, muy allegados a AMLO; pero trata con aires de superioridad a quienes están cumpliendo un deber con la sociedad.

El hecho documentado, en fotografías y video, bien indica el modo impune e intocable en que se pretenden varios de los que hoy conforman el espectro político y social del estado. Más aún indica un comportamiento generalizado en muchos que pertenecen a la nomenclatura de los poderes partidistas en toda la nación.

La arrogancia, prepotencia e impunidad, entre otros tantos defectos, caracterizan a muchos de estos personajes empoderados tras las bambalinas de grupos exclusivos, partidos podridos e intereses que en nada responden a lo mejor de la naturaleza humana cuando de la construcción de un mejor ser social se trata.

Carlos Mora Álvarez, entre los tantos pedigrís que enarbola –presidente del Consejo Estatal de Atención al Migrante de Baja California, asesor del Ejecutivo Estatal de Políticas Migratorias, alto funcionario del Grupo Vidanta– es un priista consentido por el gobernador Jaime Bonilla. Y en medio de su borrachera, detenido como a muchos para hacerle la alcoholemia, se plantó en rol prepotente ante los oficiales policiales aduciendo que tenía “contactos” y que debían dejarlo ir. Así presumió de sus amistades con el centro del país y con el Fiscal General del estado, a quien supuestamente comenzó a llamar para presionar psicológicamente a los oficiales de rutina.

Totalmente falso: el antes regidor del Ayuntamiento de Tijuana, hoy encargado de los migrantes, tras mancuerna con el exgobernador, el panista Kiko Vega –quien tuvo que dejar la gubernatura de Baja California hace un año tras acusaciones por presuntos actos de corrupción–, y siempre pomposo funcionario del Grupo Vidanta, marcaba a un Fiscal hospitalizado con neumonía en el hospital en horas de la noche.

Todo con la intención de amedrentar a policías que insistieron en cumplir con su deber, por encima de quién fuera el señor Carlos Mora. Este, en una reafirmación de su arrogancia, luego dijo a los elementos que entonces hablaría con Bonilla.

El pasado miércoles 18 de noviembre Carlos Mora protagonizó el fiasco del Encuentro Nacional de Turismo en el Hotel Quartz de la ciudad de Tijuana. Evento que tiene detrás varios intereses –como los del Grupo Vidanta– y el aplauso del gobernador Jaime Bonilla. Al Encuentro asistieron Marina del Pilar, alcaldesa de Mexicali, Armando Ayala, alcalde de Ensenada, el subsecretario de turismo federal, Humberto Hernández Haddad, el secretario de economía de Baja California, Mario Escobedo Carignan, el diputado local Efrén Moreno, y otros alcaldes como Manuel Guillermo “Billy” Chapman, alcalde de Ahome, presidente Municipal de Los Mochis. El evento de turismo tuvo nula respuesta, a pesar de todo el apoyo que le mostró públicamente el gobernador Bonilla.

Precisamente en la documentación del hecho, el acompañante en el coche de Carlos Mora es “Billy” Chapman, quien también se hizo la prueba de alcohol.

Más tarde llega Miguel Mora Marrufo en ropa deportiva y sudadera gris. El actual presidente de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos de Baja California, hijo del autor de “Los Dones”, insistía en la liberación de su padre y buscaba una negociación con los oficiales.

En las fotos que documentan el hecho se puede percibir al señor Carlos Mora, protegido de Bonilla, alto funcionario del Grupo Vidanta, amigo de fiscales y alcaldes, padre de un comisionado y protector de migrantes, vomitando en plena calle.

 

Rate this item
(0 votes)
Ricardo Ravelo

Ricardo Ravelo es periodista desde hace 32 años. Fue reportero del semanario Proceso, donde cubrió la fuente policiaca y los temas relacionados con el crimen organizado. Es autor de diez libros en los que aborda el explosivo flagelo del narcotráfico.

Entre otros títulos, ha publicado Herencia Maldita (Grijalbo 2006); Narcomex (Debate 2012); Osiel: Vida y tragedia de un capo (Grijalbo 2009); En Manos del Narco (Ediciones B 2017); Los Zetas, La Franquicia Criminal (Ediciones B 2014); Ejecuciones de periodistas: Los Expedientes (Grijalbo 2017) y Los Incómodos I y II (Planeta 2018). Ha sido conferencista en España, Brasil, Perú y Estados Unidos.

Actualmente es director editorial del portal de noticias Contactopolítico.com y columnista del diario electrónico SinEmbargo.com.mx

Tweets al momento

Tijuana: Operadores de Gastélum Buenrostro aprovechan pandemia para defraudar. https://t.co/KHe2O09uoX @Rravelo27
Andrés Manuel: Traiciona A Técnicos y Profesionistas de Pemex. https://t.co/CtclKUa1wE via @Rravelo27
Osvaldo Martínez Gámez, enloquecido por su cargo de regidor en el ayuntamiento de Xalapa planea el asesinato de la… https://t.co/2mqRfFXdVV
¡Perversos!... ¡Sucios¡... ¡Incrédulos!... ¡Uuuleros!... Es Un Honor... Es un... https://t.co/QfMSqBefVk
Follow Contacto Político on Twitter